Arxivar per Andrew Stanton

Amor y aventuras en el espacio

Posted in General with tags , on Agost 12, 2008 by Biblioteca Plaça Europa

La factoría Pixar, pionera en el campo de la animación digital y responsable de las obras maestras del género, regresa a la cartelera con ¿Wall¿E. Batallón de limpieza¿, filme protagonizado por un simpático robot con el que disfrutarán grandes y pequeños

Justo una semana antes de que el caballero oscuro extienda sus alas de murciélago para reinar en la taquilla y en Gotham a pesar de la amenaza terrorista que entraña el Joker, este miércoles adelanta su fecha de estreno “Wall•E. Batallón de limpieza”, la última maravilla animada de Pixar y, por lo tanto, una de las películas más esperadas de la etapa estival. Los estudios artífices de recientes filmes clave del género como “Ratatouille”, “Buscando a Nemo” o “Los increíbles” han intentado superarse a sí mismos al mostrar las aventuras de un pequeño robot que, tras varios siglos limpiando en solitario los desperdicios que dejaron los humanos antes de abandonar la Tierra, ha empezado a desarrollar sus propios sentimientos, que le llevan a enamorarse perdidamente de una sofisticada máquina. La apariencia y, sobre todo, la entrañable personalidad del robot protagonista prometen hacer las delicias de toda la familia y cautivar al público como ha hecho con buena parte de la crítica. En ciertos ámbitos se rumorea la posibilidad de que el largometraje acapare alguna de las principales nominaciones a los próximos premios Óscar. Lo cierto es que, con cada nuevo proyecto, Pixar, factoría propiedad de Disney, marca tendencia en el campo de la animación digital y un elevado listón que no suelen alcanzar sus competidores. Más allá de su virtuosismo visual, el secreto de sus producciones reside en la profundidad y los matices de sus historias. Otras propuestas apuestan por el envoltorio, en mostrar los apabullantes avances que permite la tecnología digital; sin embargo en Pixar estos elementos están puestos al servicio de un argumento original que además irradia sensibilidad y simpatía. Lo mismo ocurre con los gags visuales y los guiños cinéfilos: la trama no es una mera sucesión de situaciones cómicas con un nexo más o menos definido, sino que cuenta con inicio, desarrollo y desenlace. En la película, la Tierra no es más que un basurero gigante, símbolo de la falta de conciencia medioambiental y la contaminación desaforada. Hace 700 años que los hombres la dejaron deshabitada, por lo que el robot Wall•E, el único inquilino del planeta, la mantiene en orden a la espera de que algún la vida allí no sea una quimera y los humanos puedan regresar de su exilio en el espacio. Mientras realiza su cometido, la citada máquina, que con el paso del tiempo se ha quedado obsoleta, se entretiene jugando con viejos trastos que encuentra esparcidos por el suelo. Poco a poco ha perfeccionado su inteligencia artificial, hasta el punto de que ha desarrollado una personalidad. Esto queda probado cuando entra en escena EVE, una robot de última generación encargada de hallar vestigios de vida, por la que Wall•E pronto siente una atracción especial. Empeñado en ganarse el aprecio y el corazón de su amada, le regala una planta que acaba de encontrar entre los escombros, sin percatarse de que es la prueba de que todavía hay esperanza para la Tierra. Cuando EVE se dispone a viajar para informar de su importante hallazgo, Wall•E, reacio a dejarla escapar, logra agarrarse a su nave. En ese momento comenzará su mayor aventura. “Wall•E. Batallón de limpieza” es, ante todo, una robótica historia de amor llena de ternura en la que también tienen cabida los homenajes a varias obras de la ciencia ficción y un mensaje sobre la necesidad de preservar el medio ambiente. Andrew Stanton, uno de los responsables de “Buscando a Nemo” y “Bichos”, dirige una obra que destaca por el realismo de los personajes (atención al adorable protagonista, que a más de uno le hará acordarse del mítico Número 5 de “Cortocircuito”), así como por su arriesgado planteamiento. No es frecuente que un filme destinado a un espectro mayoritario del público se caracterice por su ausencia de diálogos, sustituidos casi por completo (algunos personajes hablan, eso sin contar a los humanos que aparecen) por los ruidos y los expresivos rostros de los protagonistas. Este hecho constituye un valor añadido de una película que entretendrá a grandes y pequeños. Por último, reseñar que quien acuda al cine también tendrá oportunidad de ver, a modo de aperitivo, el divertido cortometraje “Presto”, que refleja la difícil relación entre un mago y el conejo que guarda en su chistera.

Autor: Enrique Habenia
Fuente: El Heraldo

Anuncis

‘Wall-E’ aterriza en España

Posted in General with tags , on Agost 12, 2008 by Biblioteca Plaça Europa

El escritor y director Andrew Stanton, junto con los genios de la animación de Pixar Animation Studios, transportan al público a una galaxia no tan lejana en una nueva comedia cósmica animada por computadora, acerca de un decidido robot llamado’WALL-E’.
Tras cientos de solitarios años haciendo aquello para lo que fue construido, básicamente limpiar el planeta, ‘WALL-E’ (la abreviatura de Waste Allocation Load Lifter Earth-Class) descubre una nueva misión en su vida (además de recolectar cosas inservibles) cuando se encuentra con un lustroso robot explorador llamado ‘EVE’. Ambos viajan a través de la galaxia y desencadenan una de las más excitantes e imaginativas comedias de aventuras que hayan sido llevadas al cine.
Junto a ‘WALL-E’ en este fantástico viaje a través de un universo de visiones jamás imaginadas del futuro, hay un comiquísimo elenco de personajes, entre ellos, una cucaracha mascota y un heroico equipo de robots fallados que no funcionan bien. Además, la película cuenta con participación española en su equipo de trabajo.

Fuente: Gente Digital

Pixar intenta superar el éxito de ‘Ratatouille’ con ‘Wall-e’

Posted in General with tags , on Agost 12, 2008 by Biblioteca Plaça Europa

Lo han descrito como un cruce entre R2D2, ET y el robot de Cortocircuito, pero aseguran que WALL-E, abreviatura inglesa de Waste Allocation Load Lifter Earth-Class, tiene personalidad propia. En todo caso, lo comprobaremos pronto -hoy mismo aterriza en ocho salas guipuzcoanas- y parece claro que este robot barrendero espacial reinará en la salas cinematográficas de agosto del 2008, con permiso de Kung-Fu Panda.
La factoría de fantasías en tres dimensiones Pixar, aliada con la potencia mediática de la Disney, ha dado algunas de las películas de animación con mayor valor añadido de los últimos tiempos, desde Toy Story a Buscando a Nemo o Los increíbles. Tras el relativo traspiés de Cars, el verano pasado volvió por sus fueros con la memorable rata gastrónoma Ratatouille. Y este verano atacan con WALL-E. Batallón de limpieza, la historia de un robot programado para limpiar de basura el planeta y abandonado a la más absoluta soledad -con excepción de una cucaracha- cuando los humanos abandonan precipitadamente el planeta. Setecientos años después de llenar cubos de basura, WALL-E sufrirá una avería y desarrollará una personalidad propia. Además de enamorarse de la andro-sonda EVE y conocer a algunas máquinas disfuncionales, el robot vivirá toda una aventura interestelar de la que dependerá el futuro de los humanos.
Canta Peter Gabriel
Por detrás de la nueva combinación de humor, fantasía y aventuras, esta vez con escenarios galácticos, WALL-E. Batallón de limpieza esconde un puñado de nombres destacados. Como el director, Andrew Stanton, coguionista de Toy Story y codirector de Buscando a Nemo. Como el diseñador de sonido Ben Burtt, que manipuló las voces de los robots de La guerra de las galaxias. Como su productor Jim Morris, que estuvo detrás de varias entregas de Harry Potter.
Thomas Newman, autor de la banda sonora de Buscando a Nemo, ha compuesto la música de WALL-E. Batallón de limpieza, que se cierra con una canción creada e interpretada por Peter Gabriel.

Autor: M.G. G. DV
Fuente: Diario Vasco

Wall-e, un robot enamorado

Posted in General with tags , on Agost 12, 2008 by Biblioteca Plaça Europa

Tras cientos de solitarios años haciendo aquello para lo que fue construido –limpiar el planeta– Wall.e (la abreviatura de Waste Allocation Load Lifter Earth-Class) descubre una nueva misión en su vida (además de recolectar cosas inservibles) cuando se encuentra con un lustroso robot explorador llamado Eve.
Ambos viajan a través de la galaxia y desencadenan una de las más excitantes e imaginativas comedias de aventuras que hayan sido llevadas al cine. Junto a Wall.e en este fantástico viaje a través de un universo de visiones jamás imaginadas del futuro, hay un comiquísimo elenco de personajes, entre ellos, una cucaracha mascota y un heroico equipo de robots fallados que no funcionan bien.
El escritor y director Andrew Stanton (Buscando a Nemo), junto con los narradores y los genios de la técnica de los estudios Pixar (Los Increíbles, Cars, Ratatouille…) transportan al público a una galaxia no tan lejana en una nueva comedia cósmica animada por computadora, acerca de un decidido robot llamado Wall.e
Repleta de sorpresas, acción, humor y sentimiento, Wall.e está escrita y dirigida por Andrew Stanton, producida por Jim Morris y co-producida por Lindsey Collins, con la presentación de un original e innovador diseño de sonido del ganador del Oscar Ben Burtt (La Guerra de las Galaxias, Indiana Jones, E.T).
¿Qué ocurriría si los hombres tuviesen que salir pitando de la Tierra y alguien se dejara un robot encendido? Esa es la intrigante y atractiva premisa que plantea Wall.e, la nueva y extraordinaria comedia de animación generada por ordenador de Disney-Pixar y que se desarrolla en el espacio. Repleta de humor, amor, fantasía y emociones, Wall.e lleva a los espectadores a emprender un increíble viaje por la galaxia, y una vez más demuestra la habilidad de Pixar para crear nuevos mundos y establecer nuevos modelos de narración, personajes innovadores, impresionantes composiciones musicales y animación de vanguardia generada por ordenador.
Esta nueva película de animación del prestigioso estudio Pixar es una original y divertida comedia que trata sobre un robot en particular. Tras cientos de años dedicado a hacer las tareas para las que fue construido, Wall.e descubre un nuevo objetivo en su vida cuando conoce a Eve (Extra-terrestrial Vegetation Evaluator). Eve se da cuenta de que Wall.e ha dado por casualidad con la clave del futuro del planeta, y regresa inmediatamente al espacio para informar sobre sus descubrimientos a los humanos, que llevan mucho tiempo esperando con impaciencia la noticia de que pueden volver a casa con garantías de seguridad. Mientras tanto, Wall.e persigue a Eve por la galaxia y pone en marcha una de las comedias de aventura más emocionantes e imaginativas que se ha llevado nunca a la gran pantalla.
Otro de los grandes atractivos de la película es su banda sonora, que ha sido compuesta por el ocho veces nominados a los Oscar Thomas Newman, que ya había trabajado con Stanton en Buscando a Nemo. La leyenda del rock Peter Gabriel colaboró con Newman en una canción original llamada Down to Earth. Gabriel escribió la letra de este cautivador e ingenioso epílogo musical, y también interpreta la canción.
La idea de Wall.e surgió en 1994 en la que se ha convertido en una famosa comida a la que asistieron los pioneros de Pixar, Stanton, John Lasseter, Pete Docter, y el difunto genio de la narración Joe Ranft. Con su primera película, Toy Story, en fase de producción, el grupo se dio cuenta de que había una oportunidad de hacer otra película. En esa reunión se habló por primera vez de las diferentes ideas para Bichos, Monstruos S.A y Buscando a Nemo. «Una de las ideas que barajamos en esa comida fue un pequeño robot al que hubiesen abandonado en la Tierra», comenta Stanton. «No teníamos la historia. Era como un pequeño personaje de Robinson Crusoe. Pensamos en un robot abandonado en la tierra y que nadie se acordó de apagar. Por esa razón no sabe que lo que está haciendo no sirve de nada».
Años después, la idea comenzó a tomar forma. «Empecé a pensar en cómo haría su trabajo todos los días, cómo compactaría la basura que inundaba la Tierra», recuerda Stanton. «Eso me hizo pensar en qué pasaría si lo más parecido a lo humano que se quedase en la Tierra fuese una máquina. Fue una idea fantástica, pero había que desarrollarla».
Comedia y ciencia ficción.
Stanton afirma que le han influido las películas de ciencia-ficción de los años 70. «Películas como 2001. Una odisea del espacio, La Guerra de las Galaxias, Alien, Blade Runner y Encuentros en la tercera fase me transportaban a otros lugares y llegaba a creer que esos mundos existían ahí fuera», explica. «Desde entonces, no he visto ninguna película que me haya hecho sentir que estaba en el espacio, y quería recuperar esa sensación». El productor Jim Morris lo resume muy bien. «Es una mezcla de géneros. Es una historia de amor, de ciencia-ficción y una comedia romántica».

Fuente: Canarias 7